Síguenos en

Facebook
Inicio info@chilejelly.com +506 2215 0200 English

Jaleas de Chile Picante

Producto 100% natural hecho en Costa Rica

Producto picante para resaltar sus comidas

Producto certificado Parve Kosher

Beneficios del chile picante

 

Cuenta la historia que las semillas más antiguas de chile picante se encontraron en el estado mexicano de Tamaulipas. La palabra chile se deriva del Nahuatl chilli (capsicum annuum) y se refiere a una variedad representada por unos chiles pequeños, picantes que se utilizaban en salsas y polvos de especias. Diferían en tamaño, color y potencia de sabor. En Perú, los incas lo llamaban ají.

En nuestro país, no es sino hasta hace pocos años que se ha venido incrementando el consumo del chile picante. Este dato es significativo si vemos que en Yucatán se consumía desde hace más de 7000 años, antes del surgimiento de las civilizaciones maya y azteca. Existe evidencia de su utilización por la presencia de vasijas y otros implementos creados específiciamente para moler y trabajar el chile. Los estudios realizados a estas vasijas e implementos indican a los arqueólogos la presencia de los restos de este producto.

El chile picante fue parte de la dieta de los aztecas como un brebaje sagrado que se le adicionaba al chocolate y se utilizaba en ceremonias religiosas, políticas y sagradas.

Siguiendo el linaje del chile picante, llegamos en la actualidad a reconocer que el consumo moderado de chile picante proporciona algunas bondades que se han comprobado recientemente:  prevención de resfriados, mejoras de la digestion, baja en los niveles de colesterol, prevención del envejecimiento prematuro, prevención de coágulos y ataques cardíacos, mejora de ciertos problemas estomacales y mejora de la digestion. Asimismo, el chile picante, y los chiles en general, son fuente significativa de las vitaminas A y C.  El chile picante es además un excelente antioxidante.

Cuando se come chile picante, se da un proceso en nuestro cerebro que eleva la sensación de calor en el organismo, se acelera el pulso cardíaco, se incrementa la sudoración y se liberan endorfinas (neurotransmisores que actúan como moduladores del dolor,  la reproducción, la temperatura corporal, el hambre y las funciones reproductivas). 

Sin embargo es importante reconocer que a pesar de todas sus bondades, el chile picante se utiliza en la cocina porque incrementa el sabor y el color de las comidas, brindando satisfacción al paladar y a la vista, pero sobre todo proporcionando una sensación de bienestar que bien vale la pena la enchilada.